Urgen políticas empresariales sobre desconexión digital

desconexión digital
(Foto: El Peruano)

A partir del reconocimiento del derecho a la desconexión digital corresponde a cada empresa diseñar y ejecutar una política interna para que se respete y cumpla en la práctica este derecho. Así lo recomienda el laboralista Percy Alache quien sostuvo que esta política resulta necesaria en cada empresa, atendiendo a que este derecho nace porque los horarios de trabajo y las jornadas en el trabajo remoto no se respetan.

Puntos básicos

El derecho a la desconexión digital consiste en el derecho a desconectarse de los medios informáticos de telecomunicaciones y similares utilizados para el trabajo remoto durante los días de descanso, licencias y periodos de de labores, refiere el especialista.

Por consiguiente, considera que una adecuada política empresarial interna sobre desconexión digital debe tener en cuenta cinco puntos básicos.

En primer lugar, debe establecer las reglas o condiciones de desconexión digital que se aplicarán en la empresa, dependiendo del tipo de trabajador y de la dinámica del sector económico donde labora. Vale decir, modos de desconexión digital de acuerdo con el perfil del trabajador y el giro del negocio, indicó el especialista.

También te puede interesar:  Tribunal de Fiscalización Laboral desarrolla pautas para identificar políticas salariales discriminatorias

También debe especificar o contener el listado de los momentos en los cuales se aplicará la desconexión digital. Por ejemplo, las horas diarias fuera del horario de trabajo, el descanso semanal obligatorio, las vacaciones, la licencia por maternidad o paternidad, la licencia por accidente o enfermedad, la licencia por de algún familiar, así como todas aquellas licencias que el empleador otorgue, detalló Alache.

A su criterio es vital tener estos momentos identificados para que exista el derecho de desconexión, consistente en el derecho a no responder coordinaciones de trabajo en esos instantes. “Esto no quiere decir que la empresa no pueda enviar –en esos momentos– comunicaciones o mandar mensajes, eso sí puede hacer la empresa”.

En tercer lugar, la política debe establecer situaciones excepcionales o casos de emergencia. Es decir, por un lado, prever y coordinar eventos urgentes que son necesarios atender y responder y, por otro lado, prever situaciones de caso fortuito y que demanden una coordinación inmediata con el trabajador, explicó.

También te puede interesar:  SERVIR regula los supuestos para la contratación directa bajo el régimen de la Ley del Servicio Civil

En cuarto lugar, toda política empresarial interna de desconexión digital debe tener un plan de capacitación o sensibilización. Esto quiere decir que las empresas deben promover esta política de adecuado descanso para el personal y disfrute del tiempo libre en este caso para conciliar la relación trabajo y familia por un lado, y por otro lado para no causar riesgos a la salud, indicó el experto que se desempeña como director de servicios laborales de PwC en Perú.

“Sabemos que producto de las largas horas de trabajo y de no desconectarse del mismo se pueden causar riesgos de estrés, riesgos ergonómicos, situación que también tiene que controlarse”.

Por último, considera que en la política interna de desconexión digital deben establecerse las medidas disciplinarias que se aplicarán de acuerdo con la gravedad de las faltas, para sancionar a los líderes, jefes, supervisores, , trabajadores que no cumplan con respetar este derecho y que no acaten propiamente esta política.

Obligaciones del empleador

A partir del reconocimiento del derecho a la desconexión digital, el empleador tiene la obligación de identificar que el personal esté bien calificado (fiscalizado y no fiscalizado), indicó Alache. Además, tener cuidado con las horas extras y controlar que estas no se generen en el tiempo de desconexión digital. Por último, dijo calibrar y definir bien los horarios de trabajo, sobre todo del trabajo remoto.

También te puede interesar:  Reglas sobre teletrabajo y trabajo remoto

“Establecer los horarios estimados o determinar el trabajo por resultados para que finalmente la persona pueda tener la sensibilidad de manejar su tiempo, pero también respetar un tiempo en el cual no sea necesario esperar una respuesta del colaborador porque está en su tiempo , de desconexión y familiar”.

Alache aconseja tener en cuenta que el derecho a la desconexión digital se aplica principalmente a todos los trabajadores que realizan labores remotas o que desarrollan trabajos administrativos, básicamente. Situación que por ejemplo no se presenta en los trabajos operarios o de obreros, refirió.

Fuente: El Peruano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.