Más de 75 mil 324 perdidos en el laberinto de la libre desafiliación de las AFP

75.324 adultos mayores, entre ellos Aurelio Asparrín, vienen luchando durante años para desafiliarse de una AFP y acceder a una pensión en la ONP.
75.324 adultos mayores, entre ellos Aurelio Asparrín, vienen luchando durante años para desafiliarse de una y a una pensión en la . (La República)
En el limbo. Para desafiliarse del sistema privado deben demostrar 20 años de aportes. Tras largos trámites burocráticos, los adultos mayores se ven obligados a esperar una resolución de la ONP que tarda excesivamente o no llega. Las 75.324 personas que desde el 2007 todavía no logran salir del sistema privado tienen dos tortuosos caminos: o seguir trabajando o aceptar en las AFP pensiones irrisorias.

Beatriz Jiménez.
Mía Ríos.

A principios del 2011 y próximo a cumplir 65 años, Aurelio Asparrín Espinoza consultó a su AFP (Integra) cuál sería su pensión después de estar afiliado durante 17 años y, anteriormente, aportar casi 20 años a la Oficina de Normalización Previsional (ONP).

La respuesta fue demoledora: 170 soles. Debido a esta exigua pensión, este técnico enfermero de Huancavelica, padre de 9 hijos, decidió acogerse a la Libre Desafiliación Informada a las AFP (Ley 28891) y regresar a la ONP para poder optar por recibir al menos la pensión mínima para la sobrevivencia (S/. 415).

Inició los largos trámites en marzo de 2011 y hasta hoy trabaja en el hospital de Huaycán a pesar de sus problemas de movilidad porque su resolución de libre desafiliación no es emitida por la ONP.

Desesperado, acudió a la en busca de ayuda y realizó una queja formal. Como él, 4.623 personas reclamaron ante la Defensoría el retraso de la ONP para resolver las solicitudes de pensión y desafiliación.

Irónicamente, la Superintendencia de Banca y Seguros () consigna en su web que el trámite de desafiliación demora un máximo de tres meses. Sin embargo, la realidad es que, con mucha suerte, los adultos mayores que optan por desafiliarse, si lo logran, concretarán el trámite tras más de un año.

Según la Defensoría, la media son dos meses de demora por cada empleador. Es decir, si un adulto mayor ha trabajado en 10 empresas, su trámite durará al menos 30 meses .

DOCENTES Y AFP

Muchos de los que hoy buscan luz en el laberinto de la desafiliación son docentes que en los noventa fueron afiliados por las AFP con falsas promesas de altas pensiones y hoy, próximos a la edad de jubilación, se dan cuenta de que su jubilación no llegará a los 415 soles de la pensión mínima de la ONP.

El docente Oswaldo Quispe Ledesma ha roto el récord de años buscando la desafiliación. Tiene 75 años y 30 años de aporte entre la ONP y la AFP. Inició su desafiliación en 2007 en cuanto salió la Ley 28891 que lo permitía y hasta ahora no puede jubilarse.

“En el 2007 presenté mis papeles para desafiliarme por primera vez, pero no contaba en ese momento con las boletas de pago para probar mi aporte desde 1979”, cuenta.

También te puede interesar:  Retiro 25% AFP: Vea qué entidades no harán cobros automáticos por deudas

Por límite de edad, el año pasado lo cesaron como docente. Fue entonces cuando intentó por segunda vez acceder a la Libre Desafiliación Informada.

Al quedarse desempleado, Oswaldo acudió el año pasado a las oficinas de Horizonte AFP, donde venía aportando desde 1994 para realizar nuevamente el pedido de desafiliación; pero no fue hasta inicios de agosto de este año en que la AFP (ahora Profuturo) transfirió su dinero a la ONP. Hoy espera que la ONP dé la resolución que le permita, por fin, jubilarse.

En el mismo caso está Ledgar Ascarruz Salazar, docente desde hace 27 años en el colegio público 119 de San Juan de Lurigancho. Hace 10 años se afilió a la hoy Profuturo porque le dijeron que era más seguro que la ONP. Hace año y medio, y ante una pensión que no llegaría a los 200 soles si continuaba en la AFP, inició su desafiliación. Tiene la sensación de que lo están aburriendo.
«Me dicen que vuelva mañana y así llevo ya meses», denuncia.

Al igual que la mayoría, la única opción que le queda es presentar su denuncia ante la Defensoría del Pueblo para que esta, haciendo uso de sus facultades, emita un oficio a la ONP.

Robo de aportes

Los casos más dramáticos son los de aquellos adultos mayores que, a pesar de trabajar en planilla décadas, sus empleadores les robaron los aportes y no los ingresaron a la AFP.  Por su parte, la AFP no cumplió con iniciar cobranza judicial y el delito ya prescribió.

Como consecuencia, estas personas además de tener un fondo muy pequeño no pueden justificar 20 años de aportes para regresar a la ONP. Por los aportes no pagados a la AFP, con la actual legislación, la aseguradora no asume responsabilidad.

Solo el afiliado sufre las consecuencias. Por ello, existen proyectos de ley que abogan por obligar a las AFP a notificar a sus afiliados inmediatamente cuando sus empresas no aportan (ver despiece) y hacer imprescriptibles los aportes.

Jorge Lázaro Gutiérrez (64), un trabajador del campo de Cañete, es uno de los miles a quienes sus empleadores les robaron aportes.

Al presentar en 2011 sus papeles para la desafiliación en las oficinas de Integra en Chincha, constató que de 1994 al 2002 sus aportes a esta AFP se habían hecho humo.

“Empecé mis aportes en 1972 en la ONP y en 1993 pasé a AFP Integra», cuenta. «Presenté mi primera solicitud de desafiliación, pero muchas de mis boletas de pago con el terremoto del 2007 se extraviaron», argumenta.

En marzo de este año, con dos años y 8 meses más de aportes, ha vuelto a presentar la solicitud de desafiliación.

También te puede interesar:  Centros comerciales podrán atender al público, con aforo del 50%

En esta situación se encuentran muchos de sus compañeros, empleados en la cosecha de frutales en los valles de Cañete y Chincha. A pesar de sus avanzadas edades, continúan cosechando de sol a sol.

En números

Desde 2007 hasta la actualidad, han sido admitidas 118.771 resoluciones de desafiliación de las 193.607 presentadas. Al resto, 74.835 personas, o les ha sido denegada por no poder justificar 20 años de aportes o continúan esperando como Aurelio, Oswaldo y Ledgar una resolución que les permita regresar a la ONP para poder acceder a la pensión mínima.

En ambos casos, se ven obligados a seguir trabajando a pesar de superar los 65 años o resignarse a aceptar una pensión inferior a la mínima vital en una AFP. Esta última opción, a la luz de las cifras, es tristemente común: 27% de los pensionistas del Sistema Privado cobra una jubilación inferior a los 415 soles. El Sistema Nacional de Pensiones (SNP) garantiza al aportante una pensión mínima, siempre que cumpla ciertos requisitos.

César Rivera, coordinador de regulación de la Superintendencia de Banca y Seguros (SBS), precisa que la pensión mínima se focaliza en las personas que han ingresado con fecha de nacimiento anterior al 31 de diciembre de 1945 o en las que estaban en el sistema público cuando en 1992 se crearon las AFP y cuenten con 20 años de aportes. Para el resto no aplica.

No tan libres

Al igual que la pensión mínima de la ONP exige requisitos, la libre desafiliación no es tan libre como su nombre indica.

Jaime Vargas, gerente comercial de Prima AFP, informó que para que proceda la Libre Desafiliación el aportante debe haberse afiliado a una AFP antes del 3 de diciembre de 1995 y haber cumplido y demostrado  20 años de aportes entre el sistema público y el privado.

Si aplica la desafiliación –según explica Vargas– al afiliado se le devuelve el total del fondo obligatorio aportado más la rentabilidad obtenida por la AFP y el Bono de Reconocimiento.

“Todo esto es trasladado a la ONP; los aportes voluntarios sin fin previsional son devueltos al afiliado”, declaró a La República. En tanto, si el afiliado ingresó al SPP y viene aportando cinco años, no podrá migrar al sistema público y llevarse todo su fondo.

«Existe una ley de desafiliación informada, por la cual se protege una decisión que pudo haber tomado una persona afiliada a una AFP, en caso cuente con muchos años de aportación al sistema público», explica el gerente de Prima. «Si solo aportó a la AFP cinco años y no tiene antecedentes pensionarios, la ley no le permite pasar al sistema que administra la ONP», explica Rivera.

También te puede interesar:  Retiro del 25% de la AFP: SBS aprueba procedimiento para inicio de trámites desde el lunes 18

Esto quiere decir que el afiliado tendría que renunciar a su fondo para empezar en el sistema público.
Muchos de los jóvenes aportantes a una AFP quieren migrar a la ONP después de que se hiciera público a través de IDL Reporteros que las aseguradoras toman en cuenta 110 años de vida para el cálculo de la pensión.

La SBS indica que este rango de edad es solo un valor referencial de uso común en tablas de mortalidad de otros países que tienen sistema de reparto o del tipo AFP.

«En ningún caso quiere decir que uno tenga que vivir hasta esa edad para tener acceso a su fondo», sostiene. «Eso es un grave error cuyo desconocimiento se debe a que los temas actuariales o financieros son temas de cierto grado de complejidad y de no tan fácil comprensión por parte de la población», defiende el regulador.

Pero la tabla de mortalidad no es el único referente que las aseguradoras toman en cuenta para calcular la pensión. Se considera además la expectativa de vida de la persona así como la de su grupo familiar, dado que también se le proveerá una pensión de sobrevivencia (que es un porcentaje de la pensión del titular) cuando el afiliado fallezca.

Por lo pronto, solo queda recomendarles a los trabajadores que están próximos a afiliarse que comparen ambos sistemas pensionarios.

Proyectos: libre disponibilidad del fondo y más transparencia

En el está en espera un proyecto (3531/2014-CR) que reconoce el derecho a los mayores de 65 años a la libre disposición de parte del fondo de jubilación para garantizar una pensión mínima mensual equivalente a la del Sistema Nacional de Pensiones (S/. 415).

Este proyecto también reconoce que los adultos mayores que no puedan acreditar 20 años de aportaciones a la ONP puedan acceder a una pensión proporcional a sus aportes o a la devolución de estos.

Paralelamente, otro proyecto de ley aboga por la protección y transparencia de los derechos de los afiliados al sistema previsional (3679/2013-CR). Este proyecto considera que «el afiliado tiene derecho a conocer de manera fácil y sencilla la forma en la que sus fondos están siendo administrados no solo respecto a su rentabilidad, sino especialmente sobre los costos que se le trasladan por la administración».

Debido al alto número de adultos mayores que se dan con la sorpresa de que sus empleadores no cumplieron con aportar y el delito prescribió, este proyecto busca responsabilizar a las AFP de informar al afiliado del inicio de la cobranza judicial. También considera imprescriptibles los aportes descontados a los trabajadores y no abonados por el empleador.

La República

Un comentario

  1. deberían sacar una ley que las personas mayores de cuarenta años que están en una afp podrian pasarse a una onp para obtener una mejor pension analiza eso presidente vixcarra

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.