La negligencia del empleador

 
Abogado laboralista. 

Una noticia ha enlutado dos hogares y entristecido a un amplio sector de la población. Dos jóvenes empleados de una cadena conocida de comida rápida han fallecido como consecuencia de una descarga eléctrica en su centro de labores.

La falla en uno de los aparatos, el que causó el siniestro, había sido detectada pero una descoordinación en las comunicaciones en la empresa demoró su revisión. Una vez más, la , la dejadez o el descuido inexcusable han generado funestas consecuencias. La empresa cuenta con un reglamento interno detallado y protocolos obligatorios impuestos por la franquicia, pero de poco sirven los textos si no van acompañados de un diligente acompañamiento en la práctica.

Si los lamentables sucesos anteriormente descritos han ocurrido en una empresa formal sujeta a constantes revisiones de las autoridades competentes, uno no puede dejar de preguntarse qué es lo que acontece a diario en las empresas informales, donde el acatamiento a las regulaciones es nulo y la protección a los trabajadores es un tema inexistente.

También te puede interesar:  El seguro de vida ley y la protección al trabajador

En un posterior comunicado, la cadena empleadora lamenta el fallecimiento de dos de sus “colaboradores” y hace de conocimiento que en señal de duelo no abrirá sus puertas por dos días. Más útil sería trabajar normalmente y destinar un porcentaje de las ganancias por ese lapso en ayudar a los familiares de las víctimas.

Ya hemos manifestado en diversas oportunidades que el uso del término colaborador en lugar del de trabajador es inadecuado y que responde a una visión del contrato de trabajo desde el ámbito de la administración del trabajo o de los recursos humanos, pero que no es una palabra en el ámbito del derecho laboral. No es necesaria, por lo demás, salvo que se piense que el vocablo trabajador contiene una carga peyorativa o disminuye al que lo presta. Es al contrario, lo dignifica. Un conocido laboralista ya fallecido, cuando escuchaba la palabra colaborador decía con fina ironía: Has que los que trabajen para ti, crean que trabajan contigo.

También te puede interesar:  Procederán con cierre del local en caso de accidente mortal

Fuente: El Peruano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.